VENICE: todos los detalles

Entrevista con los desarrolladores.

Un aspecto genuinamente cinematográfico

VENICE es un tipo de cámara muy diferente para Sony: en todo, desde su nombre hasta un chasis compacto totalmente nuevo y ese aspecto genuinamente cinematográfico. Sony forma parte de la cinematografía digital desde su inicio en la era moderna, cuando colaboró con George Lucas en su visión digital para las precuelas de Star Wars. En las grabaciones de prueba se adaptaron cámaras de Sony existentes como el modelo HDC-950P, pero pronto les siguieron modelos específicos como el F900 —con la que obtuvo el premio de la Academia— además de la propia marca CineAlta. Cada generación de nuevas cámaras ha presentado avances en el rendimiento de imagen y las funciones, pero lo destacable es cómo ha evolucionado el aspecto de las cámaras para que sean más pequeñas y sencillas, algo más cercano a las cámaras de cine tradicionales. VENICE representa la cima de esta evolución en tecnología y diseño. En esta entrevista hablamos con: el planificador de productos Yutaka Okahashi, el líder de proyectos Yuji Ooba, el diseñador Shinsaku Hirano y el ingeniero mecánico Koji Izumi.

¿Cuándo comenzó el desarrollo de VENICE?

Okahashi: el desarrollo inicial comenzó a principios de 2015 y se inició formalmente pocos meses después. El desarrollo a escala completa se inició en abril de 2016.

¿Cuál fue la parte más difícil del proyecto para tu equipo?

Okahashi: VENICE es totalmente diferente a los modelos CineAlta anteriores, así que al echar la vista atrás en el proyecto debo admitir que fue exigente en todos los aspectos. Probablemente, el elemento más complicado fue el diseño mecánico de la cámara, ya que era totalmente diferente a la filosofía de diseño habitual de Sony. Algunos productos tienen un esquema muy claro desde el principio. VENECIA fue diferente: todo cambió durante el desarrollo, desde la forma del chasis al diseño interior o las especificaciones de rendimiento. Parecía que cuanto más avanzábamos en el proyecto, más descubríamos lo que podía ser VENICE y los ingenieros nunca dejaron de intentar alcanzar esta visión. Cuando sentimos que podíamos ofrecer más si actualizábamos el diseño original, lo hicimos.

¿De dónde proviene el nombre "VENICE"?

Okahashi: lo mágico de esta cámara se ha denominado ciencia del color, pero es algo más que ciencia, más que simples números… se trata de un aspecto cinematográfico que evoca una respuesta emocional en el espectador. Por eso parecía adecuado alejarse de los números de producto y darle a esta cámara un nombre real. VENICE proviene de la playa de Venice en Los Ángeles. Venecia, en Italia, es también una ciudad muy conocida por sus películas. Por eso, cuando empezamos a pensar en utilizar un nombre propio, consideramos muchas alternativas, pero esta fue la que funcionó mejor.

¿Puedes darnos información sobre el sensor de cuadro completo 6K?

Ooba: tuvimos en cuenta muchísimos factores a la hora de elegir el diseño del sensor de VENICE. No queríamos repetir lo que habíamos hecho antes sin más, de modo que volvimos a lo básico y mantuvimos muchas conversaciones con los clientes. Queríamos conseguir un concepto de producto que ofreciera un rendimiento de imagen excepcional para una amplia variedad de aplicaciones cinematográficas, no solo una o dos. El sensor de cuadro completo de VENICE admite prácticamente cualquier permutación de la relación de aspecto dentro de los formatos de cuadro completo y Super 35: esférico panorámico, anamórfico panorámico, 2,39:1, 1,85:1 y 17:9. Esto permite grabar con cualquier objetivo de cine o fotografía. Se trata de algo especial. Por supuesto, las cámaras de fotos α de Sony también emplean sensores de cuadro completo 6K, por lo que podría parecer que hay similitudes en el diseño. De hecho, el sensor de VENICE es un sensor de 36 x 24 mm con un diseño totalmente nuevo que se ha pensado específicamente para grabar películas.

¿Cómo puede ofrecer VENICE montura PL y montura en E?

Izumi: Tras decidir que VENICE tendría un sensor de cuadro completo, sabíamos que era necesario admitir la mayor selección posible de objetivos. Había distintas opciones, pero gracias a los clientes supimos a ciencia cierta que por encima de todo debíamos ofrecer sencillez y solidez. Para cambiar a la montura en E, solo necesitas un destornillador para retirar los 6 tornillos que fijan la montura para que se pueda acceder a ella. Eso es todo. Es muy sencillo y directo para que cualquiera pueda hacerlo durante el rodaje. La propia montura en E utiliza el diseño del modelo FS7 II con una palanca de bloqueo que ofrece solidez y seguridad.

¿Por qué se desarrolló el filtro ND de 8 posiciones?

Ooba: La gente pregunta por qué no utilizamos el filtro de densidad neutra variable electrónico de los modelos FS5 y FS7 II. Consideramos esta opción, por supuesto, pero tras hablar con los clientes supimos que al grabar películas los ajustes de densidad neutra se realizan en pasos, por lo que teníamos que desarrollar algo nuevo para VENICE.

Izumi: hacían falta 2 filtros para crear un filtro de cristal de 0,3 (1/2) a 2,4 (1/256) y nos resultó muy difícil determinar cómo encajarlos en una brida trasera de 18 mm. Al consultarlo dentro de Sony, encontramos diferentes tecnologías de miniaturización avanzadas que podíamos emplear para encajarlos.

¿Cómo diseñasteis la solidez de VENICE?

Izumi: Tuvimos en cuenta cada detalle. Por ejemplo, la mayoría de las cámaras se diseñan con los puertos de entrada y salida en las partes superior e inferior de la cámara, pero si llueve mientras grabas, el agua entra en la cámara a través de ellos. En VENICE, la rejilla de entrada se encuentra a la izquierda y la de salida a la derecha. Al separar la ruta del flujo de ventilación de los componentes electrónicos, el funcionamiento de la cámara no se ve afectado aunque el agua entre en los puertos de entrada y salida. Esa era nuestra teoría, pero también realizamos pruebas con VENICE en entornos difíciles y determinamos que no había problemas con su funcionamiento incluso en circunstancias extremas.

También diseñamos VENICE teniendo en cuenta el mantenimiento durante el rodaje. Sabíamos que al grabar en condiciones difíciles era fácil que los ventiladores se ensuciaran, por lo que VENICE permite cambiarlos con facilidad. Una vez retirado el módulo del sensor, el ventilador se puede extraer con la misma facilidad con que se abre un cajón. Siempre que el cliente esté dispuesto a aceptar la responsabilidad correspondiente, toda la tarea se puede realizar en cuestión de minutos.

Hirano: también decidimos reflejar esta solidez interior en el diseño externo de VENICE, para lo que adoptamos un nuevo color gris funcional con una distintiva textura irregular en el chasis de magnesio. Queríamos que VENICE tuviera un aspecto y un tacto que trasmitieran de forma bastante obvia su solidez. Es una cámara pequeña, pero lo suficientemente resistente para casi cualquier aplicación de cinematografía generalizada.

Tras hablar con los clientes supimos que al grabar películas los ajustes de ND se realizan en pasos, por lo que teníamos que desarrollar algo nuevo para VENICE.

Yuji Ooba
Project Leader

¿Qué importancia tuvo la facilidad de uso?

Okahashi: El tiempo es mucho dinero en un set de rodaje. Un rendimiento de imagen excelente tiene un valor limitado si el tiempo de configuración es demasiado largo, así que el equipo se centró mucho en este aspecto. Escuchamos a los clientes en cuanto a su modo de trabajar preferido y el número de botones, la distribución y la composición de los menús. Redujimos el número de botones externos a 14 para enfocar el funcionamiento de la cámara de una manera más intuitiva. Pasamos mucho tiempo ajustando los controles para satisfacer las necesidades del operador, con todas las funciones necesarias justo en los lugares adecuados, eliminando todo lo innecesario que pudiera interferir con una experiencia de usuario intuitiva. El mismo enfoque centrado en el usuario se aplicó a la interfaz de control de los menús. Durante el uso normal, hay una interfaz sencilla que ofrece un acceso rápido a todas las funciones principales, pero sigue siendo posible acceder a una capa de controles más detallados para realizar ajustes más sofisticados. De hecho, el equipo de VENICE llamó a un experto en interfaces de usuario ajeno al grupo profesional para que ofreciera un enfoque novedoso. Pasó mucho tiempo con los clientes, analizando sus requisitos de capacidad de uso con esquemas en papel, a menudo en sesiones privadas en eventos cinematográficos. Es un motivo más para visitar el estand de Sony: que te consulten sobre nuestra próxima generación de cámaras.

Ooba: esta cámara suelen usarla los asistentes de cámara, de modo que, con el objetivo de satisfacer sus necesidades, situamos la pantalla principal en el lateral para mejorar la funcionalidad para ellos.

Izumi: Un ejemplo de cómo la evolución en el diseño de VENICE ofrecía una nueva funcionalidad es que, cuando quedó un espacio disponible en la parte superior de la cámara, inmediatamente empezamos a pensar en cómo utilizarlo. Después de muchas consideraciones, decidimos colocar un riel deslizante en la parte superior del cuerpo. Hacerlo permitió mover el asa y el soporte del visor de forma independiente. El visor también se puede girar 90°, lo que resulta útil en ubicaciones en las que es difícil mirar a través del visor, como por ejemplo cuando estás contra una pared o en un coche. También tuvimos en cuenta la posición del terminal para que los cables no molestaran en el espacio inferior, lo que permite utilizar el panel sin complicaciones y transmite una sensación de tamaño compacto al usar la cámara, incluso con muchos cables insertados.

Loading video...

Cambiamos las características del filtro óptico de paso bajo y la expresión de los colores para lograr este aspecto cinematográfico por defecto.

Yuji Ooba
Project Leader

¿Qué hace diferente a la calidad de imagen de VENICE?

Ooba: el sistema óptico de las cámaras CineAlta anteriores ofrecía imágenes muy nítidas. Se trata de un enfoque popular y muchos usuarios lo prefieren, pero también hay gente que prefiere que las imágenes tengan un tono suave y creen que resulta más cinematográfico. Aunque las cámaras anteriores, como el modelo F55, se podían configurar para ofrecer este tipo de imágenes cinematográficas, con VENICE cambiamos las características del filtro óptico de paso bajo y la expresión de los colores para lograr este aspecto cinematográfico por defecto. Ese fue uno de los objetivos principales en cuanto a la generación de imágenes en esta ocasión.

Ooba: El sensor de cuadro completo de VENICE permite cortar imágenes de tamaño S35 y su tamaño y resolución son casi las mismas que en el modelo F55, pero la capacidad de almacenamiento electrónico es varias veces superior. De hecho, contamos con un ruido más natural y una mejor latitud.

¿Cómo se consiguió integrar la a veces subjetiva ciencia del color en el desarrollo del sensor?

Ooba: Ajustamos el color del sensor para ofrecer una reproducción de colores superior en comparación con los modelos F65/F55. La profundidad del color se ve afectada por el ruido, por lo que un mejor ruido ayuda a obtener una mejor ciencia del color. Un aprendizaje clave fue cómo utilizan los directores de fotografía la iluminación durante el rodaje: una sensibilidad excepcional es una función fantástica en una cámara de fotos, pero mucho menos importante en VENICE. De hecho, captar la luz dispersa de un teléfono inteligente puede suponer un problema importante. Sabiéndolo, ajustamos el sensor en consecuencia. Para la monitorización, ofrecemos un aspecto, s709, que emula el color de las películas, además de nuestra reproducción de colores impactantemente realista.

¿Cuál es el plan de desarrollo de VENICE en el futuro?

Okahashi: en el momento del lanzamiento, establecimos un calendario de firmware con un programa claro. También prestamos mucha atención a los comentarios de los clientes desde el lanzamiento para adelantar funciones siempre que sea posible. Gracias a la experiencia con el modelo F55, actualmente con la versión 9 del firmware, sabíamos que la incorporación de funciones es fundamental. VENICE se ha diseñado para permitir esto. Además, acabamos de anunciar la compatibilidad con altas frecuencias de cuadro en el futuro. Con la plataforma VENICE, nos gustaría incorporar potentes funciones paso a paso.

¿De qué te sientes más orgulloso con respecto a VENICE?

Okahashi: sin duda de la calidad de imagen. En especial, las imágenes 4K redimensionadas a partir de las señales de cuadro completo escaneadas ofrecen una calidad de imagen realmente asombrosa. Además, debo decir que nos esforzamos mucho para ofrecer una mejor interfaz de menús. Aún hay espacio para la mejora, pero ofrecer un rendimiento de imagen superior junto con un funcionamiento intuitivo fueron nuestros objetivos de diseño primordiales.

¿Qué esperas del futuro con VENICE?

Okahashi: Todos los miembros del equipo esperamos ver películas grabadas con VENICE. Para nosotros, cada nueva producción es muy emocionante en este momento.